1957 Siendo director del colegio el misionero ARTURO KEISER, el alcalde de La mesa cerró el colegio por no tener licencia de funcionamiento. Después funcionó por periodos y algunas veces de manera clandestina o en las casas de los niños.

1959 Llegó como directora la señorita VERNELLE HELEN YODER, misionera norteamericana, para estabilizar el colegio y gestionar el reconocimiento legal y la aprobación de estudios.

1965 La Secretaría de Educación otorgó finalmente la Licencia de Funcionamiento por Resolución 1512 de agosto 12.

1969 El Ministerio de Educación Nacional otorgó la primera aprobación oficial de estudios de Primaria, por Resolución 4191 del 4 de noviembre.

1970 – 1980 El colegio se estabiliza y presta el servicio educativo a un promedio de 80 estudiantes por año.
Hay varias directoras colombianas y norteamericanas que trabajan de uno a tres años en el colegio, entre las que se destacan Leona Schrag Daza, Virgina Terreros, Fabiola Arango.
Al final de la década hay problemas porque es difícil justificar la permanencia del colegio por los costos que demanda su funcionamiento para la iglesia y la misión que originó su creación.
En 1978 es nombrada Elisa Prieto para dirigir el colegio y con un grupo de exalumnos de Cahipay inicia un proceso de ajustes y cambios importantes que fortalecen el proyecto y la imagen del colegio.

1980 – 1990 Es una década estable, pero difícil para el colegio debido especialmente a la situación económica de la iglesia que sigue aportando el 80% del presupuesto.
Ningún profesor tienen título docente y las condiciones de vida son difíciles por los bajos salarios y garantías laborales.
Otilia Garzón dirige el colegio al comenzar la década y Jaime moreno durante los últimos cinco años.
En 1987 el Gobierno Nacional concede una nueva aprobación de estudios por tiempo limitado, debido a que las instalaciones no reúnen las condiciones para prestar el servio educativo a los 150 estudiantes promedio que estudian allí. Se empieza a considerar el cierre del colegio.

1990 – 1995 Guillermo Vargas Rincón es nombrado coordinador del colegio reemplazando a Jaime Moreno. Se inician los trámites legales ante la Secretaría de Educación de Cundinamarca para el cierre del plantel, debido a la reducción del presupuesto de la iglesia y la dificultad para apoyar a los colegios.
La Comunidad Educativa del colegio presenta una propuesta a la Asamblea de la iglesia para tratar de mantener el colegio funcionando mientras se desarrolla un proyecto de auto – sostenimiento y ampliación del servicio.
En 1991 se cambia el nombre de colegio Menno por el de “Americano Menno”, mediante resolución 0391 de abril 10 y se logra una nueva aprobación por tiempo límitado.
En 1994 el colegio ya trabaja con recursos propios, aunque con muchas dificultades para cumplir sus obligaciones laborales y de funcionamiento.  En 1995 se presentan las primeras proyectos concretos a la Asamblea Nacional Menonita, los cuales quedan condicionados hasta que el colegio demuestre estabilidad en sus presupuestos y capacidad de responder por créditos para sus planes.

1996 La Asamblea Nacional aprobó finalmente los primeros proyectos de ampliación de servicios e instalaciones, un préstamo extranjero para financiación y la adaptación de un aula especial para preescolar.

1997 Comienza el programa de Educación Preescolar para 30 niños de 5 años. Ese mismo año se inicia la construcción del primer bloque de aulas del colegio (edificio de 3 pisos, 590 Mt2 de construcción, para alojar a 250 estudiantes.

1998 Se inició el Primer grado de Bachillerato. El colegio creció de 180 a 280 estudiantes. Se terminó la primera etapa de construcción y se inauguró el nuevo edificio.

1999 Tenemos 320 estudiantes para iniciar el año.
Los salones y espacios ya no son suficientes. La comunidad sigue apoyando al colegio.
En el segundo semestre solicitamos un nuevo crédito para iniciar la segunda etapa de construcción de instalaciones del colegio.

2000 Se inicia el año con dos jornadas (mañana y tarde) por falta de espacios.
Se comienza la construcción del nuevo edificio con prestamos de amigos mientras se aprueba el crédito solicitado.
Llega el medio año y no se ha aprobado el préstamo.
El edificio está terminado en un 80% y las deudas son enormes.
Los estudiantes han ocupado ya las instalaciones y se unifica la jornada.
Finalmente se logra contar con recursos del crédito para poner al día las cuentas y terminar la construcción del edificio con 1.260 Mt2 de construcción al final del año.

2001 El 13 de enero se inauguran las instalaciones modernas del colegio, con asistencia de representantes de la Iglesia Menonita Nacional, padres, estudiantes, autoridades de La Mesa y amigos del colegio.
Se inicia el grado Kinder para niños de 4 años.
Se graduó el primer grupo de estudiantes de Noveno (Bachillerato Básico).
Se tomó la decisión de continuar el proceso ampliando el servicio educativo hasta la Educación Media (Décimo y Once), Después de muchas deliberaciones y acuerdos con la Comunidad Educativa.

2002 Se inicia la Educación Media Académica con el grado 10º. Se logra contar con un buen equipo de trabajo que satisface las expectativas que se tienen por las nuevas responsabilidades.
El colegio está llegando al límite de su capacidad con más de 460 estudiantes desde Kinder hasta décimo.
Se construye un moderno laboratorio para Física y Química y se hacen otra mejoras de dotación y materiales básicos.
En el mes de octubre viene la Comisión del Gobierno para revisar el colegio (15 y 16 de octubre) y con una calificación excelente nos aprueban todos los estudios desde Kinder hasta Undécimo, por Resolución Nº 006156 de noviembre 29 de 2002 que nos convierte en “INSTITUCIÓN EDUCATIVA” con autorización para graduar y certificar Bachilleres Académicos de Colombia.

2003 El 29 de noviembre de 2003 se graduó la primera promoción de Bachilleres Académicos del colegio, logrando con esta ceremonia la meta propuesta de convertir el colegio en una institución grande y prestigiosa de nuestra región.

2004 El colegio se clasificó en ALTO a nivel de colegios de Colombia en los resultados de las pruebas de Estado (ICFES) presentado por los Bachilleres de la segunda promoción. Ellos se graduaron el 04 de diciembre.

2005 El colegio celebró los 50 años de su fundación durante dos semanas, con una programación cultural, deportiva, religiosa y protocolaria en la que participó la comunidad del colegio, de La Mesa y del Tequendama. Amigos del Canadá donaron el lote vecino del colegio para ampliar los espacios y campos deportivos. Nivel ICFES Alto.

2006 – 2010 El colegio mantiene un alto nivel de desarrollo y progreso, consolidando su proyecto de calidad con resultados que lo posicionan entre los mejores colegios de la región y del departamento. Durante los últimos 5 años ha mantenido nivel superior por los resultados de sus Bachilleres en las pruebas de Estado ICFES, lo que les ha garantizado el ingreso a la Educación Superior en muchas de las mejores universidades de Bogotá.
El colegio ha desarrollado proyectos deportivos, fortaleciendo las escuelas de Voleibol, Basquetbol, Tenis de Mesa y Ajedrez.
Se cuenta con una importante dotación de ayudas educativas, material didáctico, laboratorio, sala de sistemas moderna, emisora y tecnología de apoyo para el desarrollo de sus planes y programas educativos.
En los últimos años la demanda del servicio ha superado la capacidad del colegio, lo que obliga a considerar nuevos planes de ampliación y desarrollo del servicio educativo en los próximos años.

El colegio desarrolla un programa importante de apoyo social a la comunidad, con un servicio educativo de calidad asequible a todos los niveles sociales y económicos por sus bajos costos y por los subsidios que otorga a los mejores estudiantes o a las familias con varios hijos en la institución. Sus directivos y docentes participan activamente en planes y programas educativos, sociales y comunitarios de La Mesa.

Sus instalaciones, equipos y dotación en general están al servicio de la comunidad local para el desarrollo de programas sociales y comunitarios. En los próximos años se desarrollarán nuevos proyectos de ampliación del servicio y cobertura para responder al crecimiento de la comunidad regional. También se estudia la proyección institucional otras comunidades, para brindar el servicio y la experiencia educativa en otras sitios del país.